lunes, 6 de mayo de 2013

Gothic 2.

Esta es la segunda parte de Gothic, la continuación del Héroe sin Nombre.
Caratula del videojuego.
Tras romper la barrera del videojuego anterior, el prota se queda atrapado en la derruida mazmorra del malo, pero Xardas (el mago amistoso del primer videojuego que ayuda a el prota) lo rescata de las ruinas, con lo que vuelve a empezar con nivel 1. Ya no estas en el "Valle de las Minas", si no en Khorinis, la isla del mineral mágico  Resulta que mientras estabas inconsciente, las fuerzas del mal se liberan, en el Valle de las Minas (donde estaba la barrera) y tienes que conseguir un artefacto llamado el "Ojo de Innos" para poder crujir a los malvados dragones.
Crujiendo a un dragón.
En cuanto a la jugabilidad, prácticamente es muy parecida a la del videojuego anterior, aunque puedes hacer pociones (son un poco rollo, porque es difícil encontrar todos los ingredientes y porque solo se pueden hacer tres tipos: recuperar vida, recuperar mana (energía mágica) y pociones de velocidad (te convierten en Flash durante un tiempo). También puedes hacer runas mágicas para lanzar hechizos, también son un rollo, lo que lastra muchísimo la decisión de hacer un personaje de mago.
El Héroe llegando a un pueblo.
Este videojuego tiene una expansión: The Night of the Raven.
Caratula de la expansión.
Esta expansión amplia un poco el mundo de Gothic 2 y añade una nueva región por explorar: Jharkendar:
Mapa de Jharkendar.
A esta región se accede mediante un portal muy parecido al de StarGate, la expansión explica que ocurrió con los Magos del Agua (una facción del videojuego anterior) y que paso con algunos de los presos (es que hay que jugar al Gothic 1) .
El Heroe explorando el nuevo mapa.
El videojuego junto con su expansión están muy bien, y aunque no existen muchas habilidades ni atributos siguen haciéndolo un magnifico videojuego.

No hay comentarios:

Publicar un comentario